Equidad en Salud (IV). Informe Unicef: “La infancia en España 2012-2013. El impacto de la crisis en los niños”

Las desigualdades sociales en salud son aquellas diferencias injustas y evitables en salud entre grupos poblacionales definidos socialmente, económica, demográfica o geográficamente.

Estas desigualdades tienen un enorme impacto en la salud de la población y, por lo tanto, tienen que ser una prioridad de las políticas de salud pública y un eje transversal de las políticas sanitarias de nuestro país, siguiendo la línea trazada por los principales organismos internacionales y diversos países de nuestro entorno.

Son muchas las publicaciones que han descrito y analizado las desigualdades sociales en salud existentes en España por razón de clase social, género, etnia, territorio y país de origen.

Una de las más recientes es el informe de UNICEF “La infancia en España 2012-2013. El impacto de la crisis en los niños”. En este informe, se recoge el enorme impacto que la crisis económica que sufrimos en nuestro país está teniendo sobre la infancia, uno de los grupos de población más vulnerable, a pesar de lo cual se trata de un tema que permanece prácticamente invisible en el discurso político, social o mediático actual. 

Destaca en el informe el impacto que la crisis está teniendo en relación con el crecimiento de la pobreza infantil y la demanda de ayudas públicas (“más y mas pobres”), cómo influye en la infancia el desempleo, la bajada de los salarios y el aumento de impuestos, así como las medidas de austeridad en el gasto público adoptadas por los gobiernos. 

“Los niños y niñas son los últimos responsables de la crisis, y sin embargo están sufriendo sus consecuencias de forma tan o más grave que otros colectivos y grupos sociales. A la vez, el impacto en ellos está siendo mucho menos visible, cuando son precisamente los que menos capacidad tienen (individual y colectivamente) para enfrentarse a ella y a sus consecuencias”.

El informe recoge la opinión de los propios niños y niñas sobre la crisis y un capitulo en el que se analizan las consecuencias presentes y futuras. Los autores realizan también una serie de propuestas para garantizar la aplicación de los derechos de los niños y las niñas en tiempos de crisis.

Finalmente, destaca un resumen del estudio “Calidad de vida y bienestar subjetivo infantil en España” y los resultados de la aplicación del Sistema de Indicadores del Bienestar Infantil (SIBI), una recopilación de más de 50 indicadores agrupados en 7 grandes indicadores de la vida de los niños:

  • Indicadores de Educación
  • Indicadores de Salud y Seguridad
  • Indicadores de Bienestar Material
  • Indicadores del Entorno Familiar y Social
  • Indicadores de Infancia Vulnerable
  • Indicadores de Estilos de Vida
  • Indicadores de Bienestar Subjetivo

Este informe debe ser una lectura obligada para todos aquellos profesionales que trabajan para corregir las inequidades en salud y también para la reflexión de todas las personas que tienen la obligación legal y moral de poner en marcha y apoyar políticas para disminuir las desigualdades sociales en salud.

“La infancia debe ser un compromiso de todos por encima de cualquier diferencia, y es momento de orientar la mirada de las grandes decisiones hacia el que ahora es el colectivo al que más está afectando la pobreza en España”, declaraciones de Consuelo Crespo, presidenta de Unicef España, tras la aprobación por unanimidad el pasado 18 de junio de 2012 en el Pleno del Congreso de los Diputados de una Proposición no de Ley (PNL) por la que “se compromete a hacer del combate contra la pobreza en la infancia un asunto prioritario en la presente legislatura”

 

Fuente: http://www.unicef.es/

 Entrada realizada por Fuensanta Martínez Moreno, técnica en Salud Pública del Servicio de Promoción y Educación para la Salud de la Consejería de Sanidad y Política Social

Los comentarios están cerrados.