¡Cuento contado, plato acabado! 9º Concurso de Cuentos Ilustrados Consum

Como cada año, Consum quiere celebrar con los más pequeños el Día Mundial del Consumidor, que se celebra a nivel mundial el 15 de marzo,  a través del “Concurso de Cuentos Ilustrados” que tiene como finalidad fomentar los buenos hábitos de consumo mediante los cuentos y la creatividad.

Se convoca la novena edición del Concurso bajo el lema “¡Cuento contado, plato acabado!”, con el objetivo de despertar el sentido crítico de los consumidores más jóvenes, en torno a cómo se puede contribuir a reducir el desperdicio alimentario.

Para ello, los centros docentes pueden presentar uno o varios cuentos ilustrados que permitan al lector reflexionar sobre los motivos por los que es importante reducir el desperdicio alimentario y qué estrategia seguir para prevenirlo.

“Les proponemos nos cuenten que harían para no tirar comida ni en su casa, ni en el centro escolar. Desde cocinar las raciones justas, congelar las sobrantes o aprovecharlas para elaborar otro plato, hasta guardar almuerzos o meriendas no acabadas. Pero además, la trama del cuento debe permitir reflexionar sobre los motivos económicos, sociales y/o ambientales por los que es necesario aprovechar mejor los alimentos.”

La pérdida y el desperdicio de alimentos en todo el mundo ascienden cada año a 1300 millones de toneladas, en un planeta en el que 900 millones de personas pasan hambre. Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO): “Incluso si solo una cuarta parte de los alimentos que actualmente se pierden o se desperdician en todo el mundo puede recuperarse, sería suficiente para alimentar a 900 millones de personas hambrientas en el mundo”.

A pesar de que las pérdidas de alimentos se producen en todas las etapas de la cadena de suministro de alimentos, las causas y su impacto en todo el mundo son diferentes. Las pérdidas de alimentos en los países en desarrollo afectan sobre todo a los pequeños agricultores, donde casi el 65% de las pérdidas ocurren en las etapas de producción, post-cosecha y procesamiento, mientras que en los países industrializados los residuos de alimentos a menudo se producen a nivel minorista y del consumidor debido a la mentalidad de “usar y tirar”. 

Los objetivos del concurso de cuentos ilustrados son:

  • Sensibilizar sobre los derechos del consumidor, en concreto el derecho a la salud y la educación.
  • Estimular hábitos de vida sanos y responsables.
  • Promover actitudes responsables con el entorno social y ambiental, tanto en el hogar como en el aula, para evitar desperdiciar alimentos.
  • Trabajar diversas asignaturas de un mismo proyecto: lengua, idioma, plástica, conocimiento del medio y nuevas tecnologías.
  • Fomentar el trabajo en equipo en el aula y su sentido crítico en torno al desaprovechamiento de los alimentos.

El concurso está abierto a los centros escolares y AMPAs de educación primaria (Ciclo Medio y Ciclo Superior) y Primer Ciclo de Secundaria, así como a centros escolares y/o grupos de educación especial y centros ocupacionales.

El plazo máximo de presentación de trabajos será el 3 de marzo de 2014.

De entre todos los trabajos recibidos, se seleccionará un primero, un segundo y un tercer premio para educación primaria y secundaria obligatoria, dotados con 3.000, 2.000 y 1.000€ respectivamente. Un accésit para centros de educación especial y otro para centros ocupacionales, dotados cada uno de ellos con 1.000€. Además, los trabajos premiados serán editados dentro de la colección Biblioteca de consumo de la Cooperativa Consum. Todos los centros participantes recibirán la colección de cuentos editados

  • Puede acceder a las bases pinchando aqui
  • Descargar el formulario de inscripción aquí

Otros enlaces de interés:

Entrada realizada por Fuensanta Martínez Moreno. Enfermera. Técnica de Salud Pública del  Programa de Educación para la Salud en la Escuela. Dirección General de Salud Pública.

Los comentarios están cerrados.