Consejos para unas vacaciones infantiles saludables (II)

Siguiendo con la entrada anterior, vamos a dar varias recomendaciones y consejos que nos pueden ayudar a prevenir algunas situaciones de riesgo que aumentan su incidencia con la llegada del verano.

Accidentes de tráfico:

  • Es importante que, en los vehículos, se utilice siempre un sistema de retención infantil homologado, adecuado a la talla y peso del menor, ya que en caso de accidente puede salvar su vida, o en caso de lesiones, que éstas sean  menos graves.
  • Los niños y niñas con altura igual o inferior a 135 cm deberán utilizar SIEMPRE un sistema de retención homologado y adaptado a su peso y altura, y viajar SIEMPRE en los asientos posteriores. No obstante, es recomendable seguir utilizando silla con respaldo hasta que alcancen los 150 cm de altura.
  • Sujetar la silla a un sistema estandar de fijación de seguridad Isofix; es más seguro que sujetarla al cinturón.
  • Asegurarse de que la silla está bien anclada y sujeta al vehículo.
  • Colocar la silla el mayor tiempo posible en sentido contrario al de la marcha
  • No bajar la guardia en trayectos cortos, pues son los que mayor siniestralidad tienen.
  • Dar ejemplo, y ponerse el cinturón de seguridad.

Fuente: Dirección General de Tráfico. Sistemas de Retención Infantil

Intoxicaciones alimentarias:

  • El lavado de manos es crucial al manipular alimentos, para evitar su contaminación.
  • Extremar la limpieza de la cocina y utensilios.
  • Lavar bien los alimentos que se vayan a consumir crudos.
  • Evitar el consumo de productos que no hayan pasado los controles sanitarios.
  • No descongelar los alimentos a temperatura ambiente; se deben descongelar en el frigorífico o en el microondas.
  • Preparar los alimentos con la mínima antelación posible a su consumo.
  • Las salsas, cremas y natas son productos considerados de “alto riesgo”.
  • Utilizar agua potable para beber y para lavar todas las frutas y verduras.
  • Ofrecer agua a los niños y niñas para evitar su deshidratación, incluso antes de que tengan sed. Es muy habitual ofrecer agua a los bebés amamantados, sin embargo no es necesario pues la leche materna está compuesta por un 88% de agua. 

Picaduras

Las más frecuentes son de insectos, como mosquitos, abejas, avispas, garrapatas, arañas:

  • Emplear telas mosquiteras en ventanas y puertas.
  • Dejar la luz apagada si tenemos la ventana abierta, ya que los mosquitos acuden a la luz.
  • En el exterior, procurar mantenernos alejados de espacios donde haya agua estancada sin tratar como desguaces, fuentes o estanques.
  • Usar repelentes contra insectos.
  • En caso de usar aerosoles (insecticidas) hay que airear bien las habitaciones. Los difusores eléctricos deben usarse siempre con las ventanas abiertas.
  • Revisar la ropa de cama antes de acostarse.

Si la picadura se produce, siga las siguientes recomendaciones:

  • Si el insecto todavía permanece en la piel, retirarlo. En el caso de garrapata hay que extraerla entera, con pinzas, suavemente, para evitar que se rompa.
  • Las abejas pueden dejar su aguijón en la piel cuando pican. Se debe retirar raspando suavemente la piel hasta hacerlo salir, pero nunca tirando de él, ni retorciéndolo, ni apretando la piel.
  • Limpiar la picadura con agua y jabón.
  •  Aplicar hielo sobre la picadura o compresas de agua fría.
  • Procurar no rascarse para evitar riesgo de infección.
  • No usar por su cuenta fármacos para las alergias (ejm. pomadas con antihistamínicos). Y en caso de duda buscar consejo sanitario.

En caso de picadura de medusa:

  • No frotar la zona afectada.
  • Limpiar la picadura con agua salada, nunca con agua dulce.
  • Aplicar frío sobre la picadura, pero no colocarlo directamente sobre la piel.
  • Si la persona afectada nota un empeoramiento, ha de ir inmediatamente a un centro sanitario.

Más información:

Fuentes:

Entrada realizada por Cristina Martínez Galera y Sara Pérez Lomas. Enfermeras Residentes 2º año de Enfermería Familiar y Comunitaria.

2 pensamientos en “Consejos para unas vacaciones infantiles saludables (II)

  1. No se hace mención en la entrada a las sillas a contra marcha (ACM), que sin duda han demostrado ser las más eficaces a pesar de no aparecer en los estudios de la OCU ni en el RACE. En España apenas se conocen, mientras que sobre todo en los países nórdicos son OBLIGATORIAS. Las sillas que conocemos en España apenas previenen de las lesiones en caso de accidentes de tráfico a pesar de todo lo que cuestan. Con las sillas acm los niños suelen salir completamente ilesos en los accidentes. La peor silla acm es muchísimo mejor que la mejor silla en el sentido de la marcha.