PREVENIR LA COVID-19 Y EL TABAQUISMO ESTÁ EN TI

En la actualidad, es una prioridad poner en marcha medidas de prevención y control de la infección por coronovirus SARS-CoV-2 para frenar la pandemia de COVID19. Entre las medidas que se contemplan se encuentran las dirigidas a reducir el contagio, mediante protección individual (higiene de manos, uso de mascarilla, distancia social y reducción de contactos estrechos) y las destinadas a disminuir la transmisión, con el aislamiento de casos, la cuarentena de contactos y el establecimientos de protocolos para promover espacios seguros, tanto en el entorno laboral como en educativo y de ocio.

Uno de los factores de riesgo que parecen estar relacionados con complicaciones de la COVID19, y por tanto con una mayor mortalidad asociada, es el consumo de tabaco (y otros productos relacionados con la nicotina). Diversos estudios han reflejado que las personas consumidoras de productos relacionados con tabaco podrían ser más vulnerables a la infección y las complicaciones de la COVID19. Por otra parte, hay que tener en cuenta que el consumo de productos de tabaco aumenta la posibilidad de transmitir el virus.

El tabaquismo, o el hecho de consumir tabaco y productos asociados a la nicotina, es en sí una de las principales causas de mortalidad y enfermedad prevenible en nuestro entorno y en todo el mundo. Existen en el mercado diferentes productos relacionados con el tabaco (tabaco convencional, tabaco de liar, tabaco de pipa, tabaco para pipa de agua, tabaco calentado, cigarrillos electrónicos, vapeadores, etc.)  que han demostrado ser perjudiciales para la salud. Aunque algunos de ellos se publiciten como más saludables o que presenten menos cantidad de tóxicos en su humo o vapor, los estudios existentes no han conseguido demostrar que sean inocuos. Por otra parte, hay investigaciones que han reflejado que no hay ninguna cantidad de estos productos que se pueda considerar segura. De hecho, consumir un solo cigarrillo al día aumenta el riesgo de problemas cardiacos graves, tanto en hombres como en mujeres.

Se ha demostrado que una de las principales medidas para prevenir el tabaquismo y su impacto social y sanitario son los espacios 100% libres de humo. En la situación actual, además, se recomienda mantener la distancia mínima de seguridad entre las personas fumadoras con el resto de su entorno, incluso en espacios al aire libre. Así la normativa regional (Orden de la Consejería de Salud, de 16 de agosto de 2020) prohíbe el consumo en espacios al aire libre si no se puede mantener una distancia mínima de 2 metros con el resto de personas. Ha de tenerse en cuenta que para fumar o vapear (usar cigarrillos electrónicos o vapeadores), se elimina una de las medidas de protección básicas (el uso de la mascarilla).

También hemos de tener en cuenta que el virus que esté en la saliva de las personas infectadas consumidoras de productos de tabaco se puede quedar en las colillas, boquillas y otros objetos de consumo, así como que pueden ser vía de contagio a través de las gotas que se eliminan al exhalar el humo o vapor, toser, hablar, etc. Si los productos de tabaco se comparten, como ocurre con las pipas de agua (cachimbas, shishas,…), porros, vapeadores, mecheros, ceniceros, etc., el riesgo de contagio aumenta. Igualmente hay que ser consciente del riesgo que supone manipular estos productos, para su uso o su limpieza, tanto en hostelería como a nivel individual.

La mejor medida que podemos tomar para mejorar nuestra salud es dejar de fumar y no exponerse al humo ambiental de tabaco. De esta manera no solo prevenimos las más de 30 enfermedades asociadas al tabaco, incluidas el cáncer, sino que también podemos prevenir la infección por coronavirus y las complicaciones de la COVID19.

Infografía Prevenir la COVID19 y el Tabaquismo está en ti. Consejería de Salud. 2020

Para sensibilizar a la población sobre las medidas de prevención de ambas enfermedades, el tabaquismo y la COVID19, la Consejería de Salud ha elaborado una infografía que destacan 5 ideas:

  1. El consumo de cualquier producto relacionado con tabaco es perjudicial.
  2. No hay ninguna cantidad de consumo segura.
  3. Los espacios libres de humos y aerosoles son los más saludables para ti y las personas de tu entorno.
  4. Fumar/vapear se relacionan con peor evolución de la COVID-19 y más riesgo de contagio. El riesgo es mayor si se comparten
  5. Lo mejor para tu salud y los de tu alrededor es no fumar/vapear.

La infografía pretende implicar a la ciudadanía en el control de estas pandemias, y a aclarar falsas creencias al respecto que han sido detectadas en el estudio sobre “TABACO, OTRAS FORMAS DE CONSUMO Y CONFINAMIENTO” realizado en la Región de Murcia durante el mes de mayo de 2020.

Extracto de la Infografía sobre la Encuesta “Tabaco, otras formas de consumo y confinamiento” en la Región de Murcia. Disponible en: http://www.murciasalud.es/archivo.php?id=467998

Para las personas no fumadoras, la principal recomendación es evitar espacios donde se consumen productos relacionados con tabaco y aumentar la distancia de seguridad con personas consumidoras. Para aquellas personas que son consumidoras, la mejor medida es el abandono de estos productos. Se puede consultar más información para dejar de fumar en la web sobre tabaquismo de la Consejería de Salud: www.murciasalud.es/tabaquismo.

Entrada realizada por Adelaida Lozano Polo, enfermera del Programa de Información sobre Tabaquismo del Servicio de Promoción y Educación para la Salud, de la Dirección General de Salud Pública y Adicciones de la Consejería de Salud.

Fuentes bibliográficas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

7 + 1 =